Diego Pablo Simeone, mejor conocido como “El Cholo”, entrenador del Atlético de Madrid desde la temporada 2011/2012, se encuentra actualmente en su noveno periodo en el club rojiblanco. Pero ¿se ha desempeñado correctamente como para continuar la próxima temporada?

El Cholo tiene siete títulos en su palmarés de entrenador entre ellos una Liga Española, una Copa del Rey, una Supercopa de España, dos Europa League y dos Supercopas Europeas, además de dos subcampeonatos de UEFA Champions League tras enfrentarse al Real Madrid.

Muchos colchoneros lo admiran y, sin duda alguna, Simeone se ha convertido en una leyenda colchonera llevándolos a la cima, luego de varias temporadas totalmente opacados por los grandes de España, Real Madrid y Barcelona. Sin embargo, siete títulos en nueve temporadas no es nada que admirar.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

 

El argentino tiene el mejor salario de cualquier entrenador europeo, 43.6 millones de euros, esto debido a su gran cantidad de años como entrenador en un mismo club. Lamentablemente no ha sido capaz de dar pie con bola y animar a sus jugadores a meter esos goles que ganan temporadas, alentarlos para que mantengan sus cabezas en alto durante los tiempos extras en esas finales imperdibles que se han quedado en las mentes de todos.

Tampoco quiero ser negativa, de ocho finales, el Cholo ha sido capaz de ganar seis, pero vamos, ¿es eso en realidad algo que celebrar cuando un entrenador ya conoce a sus jugadores y el estilo de juego de su club a la perfección? Ningún fanático del Madrid, el Barça, Liverpool, Bayern o Juventus sería capaz de aguantar tantas temporadas repletas de fracaso bajo el mando de un entrenador que tiene mente de equipo pequeño.

Los colchoneros deberían exigir más de su líder, uno que tanto admiran y respetan. Hace falta admitir que Simeone ya no es el indicado para entrenar al Atleti. Sus primeras cuatro temporadas fueron gloriosas, todos fueron hacia Neptuno a celebrar sus títulos. Lamentablemente, al perder aquella mítica final de Champions contra el Real Madrid en Milan, tanto el Cholo como sus jugadores se vinieron abajo. No han sido capaces de recuperar esa hambre que les ganaba partidos, aquella que los hacía temidos alrededor de Europa. Importante: el Atlético de Madrid es un gran club, pero uno que necesita de otro entrenador para volver a la cima.

La figura de Diego Pablo Simeone está manchada, deteriorada, totalmente enfadada. Tal vez en otro club sea capaz de reiniciar su “chip” y continuar siendo ese gran entrenador al que todos le temen. Ganarle al Liverpool en unos octavos de final de Champions, aunque es un triunfo, no es un título, toca ver qué pasará en las próximas jornadas, pero no se sorprendan si caen eliminados previo a las semifinales. Además, ¿es esta, y las anteriores, una temporada de Liga digna de admirar? No.

Todos sabemos que representa perder, sabemos qué es tocar fondo y ver a nuestro club totalmente desolado, pero optamos por un cambio, ya sea de jugadores o entrenador. No podemos permitir que un club grande se haga chico gracias a un entrenador. Es hora de que se desmitifique la figura del Cholo Simeone.

Un entrenador que nos enseñó a odiar al Atleti debido a su estilo de juego tan rudo y defensivo que nos hizo perder puntos en el Vicente Calderón y en el Wanda Metropolitano. Un entrenador que nos tenía al borde de nuestros asientos en cualquier derby madridista. Un entrenador capaz de mucho en su momento, pero uno que ha atrasado a un Atlético de Madrid capaz de mucho más.

Comentarios

Comentarios