Una lesión podría acabar la carrera de un futbolista, en ocasiones los deja un tiempo fuera, y en otras… siguen corriendo con la rodilla fuera de sitio. Lo que está claro es que las chicas futbolistas han demostrado ser más fuertes que cualquier herida.

El pasado mes febrero de 2020 la jugadora y capitana, Jane O’toole, del equipo escocés Saint Mirren tuvo una impactante jugada al quedar en el césped con un estilo único.

Durante el juego, como es de pasar en diversos partidos, ocurrió un episodio que causó la caída de la futbolista dislocándose, lamentablemente, la rodilla derecha.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

Sin importar el dolor provocado o las consecuencias de la situación y antes de que el médico fuera a socorrerla, ésta se dispuso a darle golpes a su rodilla hasta alcanzar acomodarla para poder seguir jugando, efecto que tuvo la admiración de todos. Luego de una revisión por el doctor, terminó de jugar los 90 minutos requeridos por el partido.

Asimismo, O’toole expresó a Express Sport que “ella es la capitana y no quería dejar su equipo se fuera abajo.”

Las mujeres futbolistas son fuertes, y aún más cuando su pasión y corazón están en dar el máximo y jugar hasta el final sin importar lo riesgoso de la actividad.

Debo destacar que es importante atender adecuadamente cualquier lesión que se tenga en o fuera del juego. Sin embargo, a la misma vez, resalto la valentía, la fuerza y el coraje deportivo que tuvo O’toole para no rendirse cuando muchos pensarían que se rendiría.

Un golpe que resultó con suerte al no tener graves complicaciones. ¡Arriba! Las mujeres fuertes física y mentalmente, ante todo comprometidas en cumplir su función con el deporte femenino hasta el final.

Comentarios

Comentarios