La cinco veces campeona mundial llegó directamente de la tierra de la samba y que vio nacer a la mejor estrella de todos los tiempos Pelé. De ese lugar del mundo, donde se trae en las venas de la sangre ese arte de hacer magia con el balón. 
En medio de una gran locura, llegaron las máximas estrellas mundiales recibidas con gritos y aplausos que fueron correspondidos con sonrisas, saludos e incluso intercambio de palabras…que diferencia a los arrogantes argentinos que todo el tiempo nos vieron por debajo del hombro. 
Lo malo de todo e insisto un poco fue el desorden que se generó porque una vez más la federación insiste en esconder en alguna parte el bendito protocolo de relaciones públicas. Supongamos que tengan especialistas en la materia de Relaciones Públicas, hasta un estudiante universitario sabría que lo más sencillo ante la llegada de astros de esta magnitud y de los que todo el mundo quiere tener unas pequeñas palabras porque estas cosas sencillamente nunca suceden, como no pensaron en improvisar una pequeña rueda de prensa y cada uno hace la pregunta y salimos satisfechos.
Pero cada vez, existen personajes empeñados en figurar y hablo del caso específico de la asesora Ana Yancy que hasta el momento no he entendido su función dentro de la Federación. Cuando salió Daniel Alvez, lo tomo del brazo, mientras daba declaraciones no se le despegaba de la par y lo seguía sosteniendo del brazo. Y lo más sorprenden es que Dani con toda la amabilidad del mundo hablaba con los periodista y ella lo jalaba diciéndole que se fuera ya.
Ganas de figurar… sí creo que si ganas de un poquito de popularidad y llamar la atención. Hasta cuando los periodistas de diferentes medios tendremos que soportar a esos jefes de prensa que no facilitan el trabajo sino más bien lo complican y entre sus anhelos es figurar un poquito.
En cualquier empresa, según los manuales de puestos se define al jefe de comunicación como valga la redundancia el canal de comunicación entre la institución y los medios de comunicación, la persona encargada  de facilitar y proporcionar las herramientas necesarias a los medios de comunicación para que realicen con éxito su labor dentro de la institución.
Y en casos más serios, el vocero de la empresa en caso de crisis, los manejadores de la imagen de la institución y las personas que constantemente monitorean las diferentes opiniones para mejorar.
Aquí en las federaciones y equipos de fútbol no se aplica, creo que la labor sería más sencilla si no los tuvieran .Parece irónico pero así es, increíble ver como agarran a los jugadores al mejor estilo de guarda de seguridad o maestra del kínder del brazo para jalarlos de un lado a otro como si fueran tontos, o no supieran caminar o el camino a seguir.
Como llegan e interrumpen una entrevista en lugar de esperar que el jugador termine de dar sus declaraciones , como imponen medidas que perjudican la institución para la que laboran. Como dicen zapatero a tu zapato, el cargo de jefes de comunicación debe ejercerlo un relacionista pública porque sencillamente el periodista no tiene la formación académica para saber manejar una crisis, para cuidar aspectos de imagen y demás cosas que solo los que estudian esta carrera saben que tan importante es cuidar esto.

Comentarios

Comentarios

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

1 COMENTARIO