por

Daniel Gambarrotti
España 360
El Real Madrid regresó a Mestalla, el estadio donde ganó su último título. Fue un encuentro donde el juego ríspido opacó las genialidades que ambos equipos están acostumbrados a ofrecer. El Real Madrid salió victorioso y se afianza en la cima de la Liga.

Desde el arranque del partido, el Madrid controló el balón, supo como cambiar el ritmo del partido con mucha facilidad y engañar a su rival al abrir el juego por las bandas. Los jugadores del Valencia se desesperaban tras no conseguir la posesión del balón y se vieron muy inferiores ante su rival. Al minuto 20’ Xabi Alonso cobró un tiro libre de manera rápida y astuta, que encontraría al francés Karim Benzema, que controló el balón de forma estupenda y de media volea mandó el balón al fondo de la red y así conseguir el primer tanto merengue. Se irían al descanso y el Madrid ganaba por la mínima cuando merecía mucho más.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

En la segunda mitad el Real Madrid cometería un error garrafal, le cedería la iniciativa al Valencia y lo pagaría muy caro. Valencia empezó a jugar al fútbol y llegó al área de peligro con más frecuencia. Cuando por fin el Valencia había conseguido el dominio del balón, llegaría Sergio Ramos para poner el segundo gol merengue, proveniente de un corner, ejecutado por el alemán Özil y Ramos le dio un frentazo al balón que vio como único destino el fondo del arco que protegía Diego Alves. Si alguien pensó que todo estaba finiquitado, estaba muy equivocado y para probarlo estaba Roberto Soldado, que logró descontar las diferencias al marcar su primer gol después de un despeje de Iker Casillas. El partido se ponía con diferencia de un gol y las diferencias futbolísticas se habían emparejado, pero el Madrid se encomendó a Cristiano y casi de inmediato apareció, un balón picado que el arquero del Valencia no llegó a tiempo y Cristiano Ronaldo logró esquivarlo para marcar el tercer gol del Real Madrid. No se puede poner en tela de juicio la voluntad del Valencia, que seguía luchando hasta conseguir su segundo gol gracias a un centro de Pablo y una definición de Soldado. El partido acabó con el marcador 3-2 a favor del los merengues, pero no sin antes una jugada polémica a escasos segundos de la culminación del mismo, los del Valencia reclamaron una mano que el árbitro no cantó.

Goles:

http://www.youtube.com/watch?v=uUjHTbq0AHw

Comentarios

Comentarios