Las vueltas de los octavos de final de la UEFA Champions League se disputaron esta pasada semana, dándole la oportunidad a los equipos que se vieron paralizados por el COVID-19 a terminar sus jornadas para llegar a los cuartos de final en Portugal, con el nuevo formato de un solo partido, en contrario a las idas y vueltas usuales.

Analizaré brevemente los partidos del Real Madrid y Barcelona, manteniéndolos en espera de un análisis profundo de las jornadas que faltan por disputar en esta Champions League.

Manchester City 2-1 Real Madrid; global 4-2

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.
footballace.org

Las genialidades de Pep Guardiola y los suyos impidieron totalmente que el Real Madrid de Zinedine Zidane plantara su juego en Inglaterra. Una presión sumamente alta causó los errores defensivos del retratado, Raphael Varane, quien fue el causante de ambos goles… una leve confusión de la camiseta que llevaba puesta.

Sterling al minuto 9 abrió el marcador y creó un estado de desilusión en los madridistas que llegaron demasiado optimistas a una vuelta de Champions que venían perdiendo. Sin embargo, aún era posible la victoria, y el gol de Karim Benzema al minuto 28 les dio un respiro y el juego continuó con un sentir extraño.

Zidane no hizo su gestión como entrenador y, al llegar la segunda mitad, tras observar el mal partido que estaban realizando Luka Modrić y Eden Hazard, no hizo los cambios pertinentes. Era cuestión de tiempo, el Madrid no llegó motivado y, al minuto 68 Gabriel Jesús sentenció el partido con un gol, nuevamente, causado por las malas gestiones defensivas de Varane, quien salió con cabeza en alto y se disculpó con la afición y compañeros.

Los 20 intentos del Manchester City versus los 9 del Real Madrid son prueba clara de quién llegó a ganar este partido.

El City se enfrentará al Lyon, quien venció a la Juventus con un marcador global 2-2 este próximo sábado, 15 de agosto a las 3pm hora de Puerto Rico.

FC Barcelona 3-1 Napoli; global 4-2

jobsvacancy.in

Tras unos comentarios críticos de Leo Messi al finalizar la temporada liguera en España, no sabíamos cuál iba a ser la reacción del Barcelona, pero fue la acertada. Un Barça con hambre, con ganas, con una motivación tremenda fue el protagonista en el Camp Nou.

Al minuto 10 Clément Lenglet anotó tremendo cabezazo para adelantar el marcador a favor de los azulgranas y crear un sentimiento de desesperanza en los italianos. Poco después, una genialidad de Leo Messi al minuto 23, quien celebró como se extrañaba, tenía ya al Barcelona en cuartos de final de Champions.

Al 45+1 Messi le entregó el balón a Luis Suárez en el punto penal para que convirtiera, adquiriera confianza y causara una felicidad inmensa en los culés alrededor del mundo que sintonizaban el partido. Al menos el Napoli no se fue en «coca» y Lorenzo Insigne anotó un penal al minuto 45+5.

Fue un juego protagonizado por Messi y sus genialidades. Les hablo con sinceridad, no sé si fueron gestiones de Quique Setién o un movimiento de los jugadores dentro del vestuario, pero este Barcelona no fue el mismo que llegó a La Liga para participar del fútbol pandémico.

El FC Barcelona se enfrentará al Bayern Munich, quien ganó al Chelsea con un global 7-1, este próximo viernes, 14 de agosto a las 3pm hora de Puerto Rico.

Les incito a seguir a Gambeta Podcast en las redes sociales (@gambetapodcast) para que participen de las encuestas y compartan sus opiniones sobre los cuartos de final de la UEFA Champions League.

Comentarios

Comentarios