Ahora que el fútbol esta temporalmente de vacaciones, me puse a pensar en varios temas que pueden servir de investigación para el próximo torneo.

Que de moda se pone la palabra liderazgo cuando la selección juega, los comentarios más comunes valga la redundancia de los comentaristas son: faltan líderes en la Selección Nacional, no tenemos líderes que marquen diferencia, existe un problema serio de liderazgo.


Incluso los periodistas en la última convocatoria hecha por Pinto para el juego previo ante El Salvador, la pregunta más común fue: existen líderes dentro de la Selección Nacional.


Celso Borges mencionó en aquella ocasión que si los tiene la tricolor, pero manifestados de diferentes maneras, ponía por ejemplo que estaba aquel que no hablaba pero lo demostraba con fútbol en la cancha, el que se acerca y corrige y el que da ánimos.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.


Yo de curiosa me puse a investigar, desde hace tiempo el tema me venía dando vueltas y al primero que le lance la pregunta en una oportunidad fue al entrenador Ronald González.


Considera que el asunto radica en un aspecto generacional, en esa oportunidad me dijo que  en la generación actual no se contaba con jugadores de la talla de un Wanchope, Rolando Fonseca, Hernán Medford cuyas trayectorias deportivas lograban el respeto y admiración de todos, por ende era sumamente respetados.


No era un mal trabajo por parte de las divisiones menores, sino más bien un aspecto propio de la generación, si en la del 2002 sobraban las figuras en esta carecían.


Luego me puse analizar a los equipos, y como cuesta crear un líder. Y peor aún los poquitos que tienen son echados del equipo donde estuvieron la mayor parte de su vida, bajo argumentos poco claros hasta el momento.


Por qué en Costa Rica cuesta tanto, qué hacemos mal …. Investigando a parte del tema de la generación, le hice la misma consulta a Jeaustin Campos quien estuvo al frente del Deportivo Saprissa en su época dorada del milenio actual y su equipo saco varias figuras que llegaron a ser líderes de la Selección Nacional.


 A su estilo me explicó que el punto está en los constantes cambios de técnico, en conclusión los líderes el deber de formarlos es del técnico. Le pregunte por qué y contesto que es el director técnico el que le brinda la confianza al jugador, la persona encargada que aunque este formado recordarle y exigirle sus máximas capacidades.


Es el técnico el que detecta quien por méritos deportivos y humanos debe portar ese papel, entonces el problema aquí no son los jugadores sino los dirigentes.

Lo veo en el caso de Liga Deportiva Alajuelense, relacionado a esta respuesta tiene mucha razón en la década pasada se dieron el lujo de cambiar cada seis meses de técnico y el resultado fueron las descalificaciones tempranas del torneo.


Luego nombró a uno solo y este  trabajo sobre los que considera deben ser líderes, el trabajo de Óscar Ramírez en este punto se ve reflejado por ejemplo en el arquero Patrick Pemberton.Supo responder cuando el equipo más lo necesito, dio la cara y supo levantarse de la derrota.

En el caso de Saprissa, tomó las medidas de la Liga cambiar de técnico y vimos un pequeño desfile. Resultado actualmente andan buscando quien pueda llevarse el papel, dejaron ir a los que por años formaron, esos que de una u otra manera eran respetados y ahora pretenden que los que llegan sean jugadores y líderes.


Liderazgo… con qué comemos eso “profe”?  No es un asunto de crearlo de la noche a la mañana, actualmente el que más podría ser un líder es Bryan Ruíz por su trayectoria, pero en mi opinión personal no tiene la pasta. Es como comer una papa sin sal.


Joel  Campbell  podría ser ese líder que buscamos pero tampoco presenta ese “feeling” y el que más pinta por decirlo así la tiene es Keylor Navas, pero será su voz un comando de respeto dentro del camerino, cómo la fue la de Walter Centeno, Wilmer López e incluso el mismo Medford.


Podrán las promesas desarrollar ese perfil y que la frase “falta de liderazgo” ya deje de pronunciarse cuando hablamos de la Selección Nacional… solo el tiempo nos dirá.

Comentarios

Comentarios