El defensor de los Islanders sufrió leve fractura craneal y herida en el párpado tras aparatoso choque con jugador de Rochester.

Por Luis Santiago Arce / Enviado Especial

Rochester, NY – El defensor de los Islanders de Puerto Rico, Nigel Henry, se encuentra en condición estable pero permanecerá hospitalizado, al menos, hasta esta noche bajo observación por los golpes recibidos durante un aparatoso choque con un jugador de los Rhinos de Rochester durante el partido semifinalista de anoche en el Paetec Park.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

Carmen Vanessa Figueroa, gerente de operaciones de los Islanders, informó esta mañana a El Nuevo Día que Henry sufrió una leve fractura craneal y en el area del párpado derecho, herida que requirió varios puntos de sutura internos y externos al ser transportado de emergencia en ambulancia al Hospital Strong Memorial de la Universidad de Rochester.

“Tiene leves fracturas y el hematoma en el párpado, pero afortunadamente está conciente, tiene movimiento en las extremidades y está siguiendo instrucciones, aunque debe quedarse en el hospital 24 horas bajo observación”, dijo Figueroa al tiempo que ‘La Tropa Naranja’ salía del hotel para iniciar el viaje de regreso a la Isla, con llegada a las 7:05 de la noche en el vuelo 717 de JetBlue procedente del Aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York.

Precisó, asimismo, que el fisioterapeuta del equipo, Francisco Llanos, y el arquero suplente recién operado de una muñeca, Michael Behonick, se quedarían en Rochester junto a Henry, cuyos familiares ya fueron informados de la situación.

“Esperamos que lo den de alta esta noche, dormirá en un hotel y esperamos conseguirle un vuelo temprano en la mañana para que pueda estar en Puerto Rico a eso de las 4:00 de la tarde”, anticipó uno de los dueños y delegado isleño en el viaje a Rochester, Stuart Kapler.

Henry, oriundo de Trinidad y Tobago, tuvo un duro choque de cabezas con el delantero de los Rhinos, Matthew Delicate, en lucha por un balón áereo suelto dentro del area chica al minuto 83. Ambos jugadores cayeron al suelo ensangrentados, y Henry estuvo par de minutos inconsciente, aunque poco después recuperó el conocimiento antes de ser puesto en una camilla y llevado a la ambulancia.

A Delicate, por su parte, lo llevaron al camerino a tomarle varios puntos de sutura. Al final de la jornada, los Rhinos triunfaron 2-0 para tomar una sólida ventaja en la serie semifinal A, que terminará con un partido de vuelta mañana a las 6:00 de la tarde en el Estadio Juan Ramón Loubriel de Bayamón.

Henry, por supuesto, quedó inhabilitado para jugar en ese desafío, al igual que sus compañeros Edwin Miranda y Scott Jones, quienes recibieron sendas tarjetas rojas anoche y tienen que cumplir un reglamentario partido de suspensión.

Está en dudas, asimismo, la participación del boricua Alexis Rivera, afectado por lesión en un muslo, pero es probable, aunque no segura, la reincorporación del delantero Kendall Jagdeosingh, quien lleva una semana inactivo por lesión en el tobillo derecho.

Comentarios

Comentarios

Artículo anteriorDespiertan de su sueño
Artículo siguientePanorama complicado
Edwin Jusino
Director Ejecutivo de FutbolBoricua.net. Actualmente estudiante de Historia de las Américas en programa combinado Maestría/PhD de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto Metropolitano. Lleva más de una década cubriendo el fútbol de Puerto Rico. Actualmente está trabajando su disertación doctoral sobre el pasado presidente de la FPF, el Dr. Roberto Monroig. Hincha del Club Atlético de Madrid y de la Selección Nacional de Fútbol de Puerto Rico. Puede contactarle via twitter o Instagram en @erjusinoa