El presidente de la Federación Puertorriqueña de Fútbol, Eric Labrador (izq.), le informó a FIFA que recibió un “regalo” de 40,000 dólares por parte de la CFU, organismo que dirige Jack Warner.  (Archivo )

lunes, 30 de mayo de 2011
Esteban Pagán Rivera / Primera Hora

La FIFA atraviesa uno de sus peores escándalos de corrupción en los últimos años y Puerto Rico está en el meollo.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

Pero para la fortuna de la Federación Puertorriqueña de Fútbol (FPF), su gestión es bien vista por la FIFA.

Evidencia de un posible soborno presentada por el presidente de la FPF, Eric Labrador, figura como lo que podría ser documentación clave en contra de Jack Warner, presidente de la Concacaf y de la Unión Caribeña de Fútbol (CFU), y de Mohamed bin Hammam, presidente de la Confederación Asiática de Fútbol y quien aspiraba a la presidencia de la FIFA.

Ambos ejecutivos de la FIFA fueron suspendidos ayer por denuncias de soborno, mientras que el organismo liberó a su presidente, Sepp Blatter, de cualquier acusación por falta de evidencia.

Las acusaciones al trinitense Warner, también vicepresidente de FIFA, fueron detalladas por el mismo vicepresidente de la Concacaf, Chuck Blazer, quien expresó que Warner y Bin Hamman sobornaron a varias federaciones de la CFU en una reunión el 10 y 11 de mayo en Trinidad y Tobago con un “regalo” de 40,000 dólares con la esperanza de que votaran por Bin Hamman en las elecciones presidenciales de la FIFA esta semana. Sin embargo, Hamman retiró el sábado su candidatura, lo que liberó el camino a otra reelección de Blatter.

Ayer, el secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, y el vicepresidente del Comité de Ética, Petrus Damaseb, hicieron públicas las suspensiones.

En la conferencia de prensa, Valcke leyó un correo electrónico enviado por Labrador, el que confirmaba el recibo de un cheque de 40,000 dólares por parte de oficiales de la CFU.

“Hemos querido informar esto a FIFA y entregamos el cheque, que será parte de la evidencia y que pasaremos al chairman del Comité de Ética. Estamos listos para cooperar con FIFA en esta materia de cualquier manera posible”, expresaba el correo electrónico de Labrador.

Valcke aplaudió la decisión de la FPF de contribuir con la investigación y reveló que fue la primera asociación del Caribe en hacer público el desembolso de dinero.

“Estoy contento que, al menos, una asociación que fue parte de esta reunión en mayo envió hoy (ayer) la confirmación de que esto ha ocurrido y que se dio dinero. Tenemos alguien que estuvo allí”, expresó Valcke.

Primera Hora no pudo establecer comunicación con Labrador, quien se encuentra en Suiza, sede de la FIFA, para las elecciones presidenciales.

Sin embargo, el vicepresidente de la FPF, Antonio Cabrero, sí confirmó a este diario el recibo de 40,000 dólares en la última reunión de la CFU.

“Eric había ido a la reunión en Trinidad e hizo las cosas como las tenía que hacer. Se había recibido el ‘regalo’ para la FPF y Eric lo notificó al Comité Ejecutivo. Se depositó para los programas federativos, pero había cierta confusión en cuanto a los efectos del dinero”, reveló ayer Cabrero.

“Cuando se ve que hay posibilidad de que hubiera algo que se podía investigar, Eric actuó y me dijo que se iba para Suiza con el cheque de 40,000 dólares y, que si había algo malo, lo iba a entregar, que es lo correcto”, explicó el vicepresidente de la FPF.

Comentarios

Comentarios