Gol en los últimos minutos logra desempatar ante Atlanta

 
Por Alberto C. Medina Gil / alberto.medina@elnuevodia.com
Luego de dos empates consecutivos, los Puerto Rico Islanders culminaron hoy una gira de tres partidos fuera de casa con una importante victoria, 4-3, sobre los Silverbacks de Atlanta en acción de la North American Soccer League (NASL).

Jonathan Faña, segundo máximo anotador de la liga, se apuntó su octavo y más importante gol de la campaña cuando, con el partido empate en el minuto 89, atacó por la banda izquierda y desató un fuerte disparo que el arquero Jimmy Maurer logró desviar pero, aun así, se acomodó en el fondo de la portería para, efectivamente, concederle el triunfo a la Tropa Naranja.
El dramático gol de Faña salvó a los visitantes de lo que hubiese sido un decepcionante empate contra Atlanta (1-2-11), onceno sotanero de la NASL. Además, colocó a los Islanders (6-4-4) a sólo un punto del FC Edmonton, que ocupa el segundo puesto y jugaba más tarde en la noche.
Fue un partido de mucha acción de parte y parte; fue el primero del año en el cual la Tropa anota cuatro goles y, también, el primero en el cual los Silverbacks logran tres. Los Islanders abrieron el marcador en el minuto 27 del partido, cuando David Foley tomó rápidamente un tiro libre que tomó desprevenida a la defensa y Atlanta  y permitió a Aaron Pitchkolan colar el 1-0.
Los Silverbacks no tardaron en empatar; apenas cinco minutos después, un peligroso ataque de Matt Horst culminó con un penal para los locales cuando el balón chocó —al parecer, accidentalmente— con un defensa naranja dentro del área. Ciaran O’Brien cobró con éxito e igualó el partido, pero la Tropa recobró la ventaja casi de inmediato cuando, en el minuto 39, Matt Bouraee anotó su primero del año gracias a un lindo pase de Pitchkolan.
La segunda mitad se retrasó casi media hora por lluvia y relámpagos. Cuando comenzó, se volvió a producir un penal para los los locales cuando un jugador naranja tocó el balón con la mano en el área, y O’Brien lo volvió a cobrar. Apenas minutos después, en el 57, Junior Sandoval — jugador que pertenece a los Islanders — le dio la ventaja a su onceno adoptivo cuando convirtió un pase cruzado de O’Brien en el 3-2.
Entonces, le llegó el turno a la Tropa Naranja de conseguir un penal gracias a la mano de un rival en el área. David Foley hizo el disparo e igualó el marcador.
Ambos oncenos jugaron con hambre de gol en los últimos minutos y, finalmente, fue Faña quien logró definir el partido.
Los Islanders regresan a Bayamón este sábado para medirse con el FC Tampa Bay.

Comentarios

Comentarios

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.