Domingo 5 de agosto
Jonathan Díaz

En la última jornada de futbol femenino, se comenzó con el morbo de quienes clasificarían. Los partidos de la jornada fueron:

  • Grupo E – Nueva Zelanda vs. Camerún  y Gran Bretaña vs. Brasil.
  • Grupo F – Japón vs. Sudáfrica y Canadá vs. Suecia.
  • Grupo G – Estados Unidos vs. Corea del Norte y Francia vs. Colombia.

Houghton (izq.) anota el gol de la victoria británica ante Brasil.
     Al comienzo de la jornada, el grupo E ya estaba definido, solo se disputaba que selección pasaba como cabeza de grupo. Brasil y Gran Bretaña se enfrentaban para definir el primer lugar, en un partido que traía mucho morbo para la afición de ambas selecciones. El partido, que fue uno extremadamente reñido, tuvo su único gol al minuto 2, cuando Karen Carney recibió un  despeje con el cual habilitó a Steph Houghton para el único gol del partido. A pesar de que el marcador favoreció a las locales, las brasileiras tuvieron 21 tiros, pero su desesperación por revertir el marcador le jugó en contra y no lo lograron. El otro partido, a pesar de que ninguna de las selecciones tenían puntos, se jugaban la clasificación como uno de los 2 mejores terceros lugares a la próxima fase Nueva Zelanda contra Camerún. En este partido que finalizó 3-1 a favor de las de Oceanía, estas demostraron porque están 23 en la clasificación mundial, 27 puestos por encima de Camerún. El marcador lo abrió Rebecca Smith al minuto 43, que fue asistida en un tiro libre cobrado por Amber Hearn.  En la segunda mitad, al minuto 49, la central Ysis Sonkeng  anotó en propia puerta tratando de despejar el remate de Rosie White. Al minuto 62, el último gol neozelandés lo marcó Sarah Gregorius en un centro de White. El gol de la honra camerunesa cayó al minuto 75, luego de un doble cabezazo en el área, entre Adrienne Iven y Gabrielle Onguene, para que la ultime anotara. Con este resultado Nueva Zelanda dependía de los resultados en otros grupos para adelantar a la siguiente fase.


Tancredi (izq. #14) celebra uno de sus goles ante Suecia.
     Al grupo F se llegaba con la incertidumbre más grande, ya que todas las selecciones tenían posibilidad de clasificar. En el primer partido se enfrentaron Japón contra Sudáfrica, y a pesar de la avanzada ofensiva nipona y la alta posesión (65%) las japonesas no lograron quebrar a la portera Thokozile Mndaweni. No obstante, el partido fue sumamente entretenido, aunque frustrante para las asiáticas que buscaban ser cabeza de grupo. El otro partido tenía a las canadienses desesperadas por no quedarse fuera de la fiesta grande, los cuartos de final. El partido finalizó empatado a 2 y dejando en vela a las canadienses. Los primero 20 minutos del partido fueron de muy buena producción para las escandinavas, ya que en el minuto 14 cuando Lotta Schelin centró para que Marie Hammarström cabeceara y abrir el marcador. El segundo llegó solo 2 minutos después, cuando Hammarström centro para que Sofia Jakobsson duplicara la ventaja. A pesar de estos dos goles tempraneros para las suecas, las norteamericanas dominaban el partido en oportunidades y posesión (14 a 9 y 65% respectivamente). El primer gol de las canadienses llegó al 43, producto de una triangulación entre la central Rhian Wilkilson y Melissa Tancredi, que definió para remontar el marcador. El segundo gol de las rojas cayó al minuto 83, gracias a un pase elevado por encima de la defensa de Christine Sinclair para que Tancredi anotara el gol que significaba el empate. A pesar de la embestida de las canadienses en los últimos minutos, las suecas aguantaron hasta finalizar el partido. Con estos resultados, las canadienses tenían que esperar los otros resultados para saber su futuro, mientras que las suecas pasaban como líderes y las japonesas como segundo lugar.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

De izquierda a derecha: Georges, Renard, Necib, Franco y Thomis, celebran el gol francés.

     En el último grupo, el G, se entraba con cierta incertidumbre de que selección progresaría a la próxima ronda. El primer partido enfrentaba a Estados Unidos contra Corea del Norte. El partido que finalizó a favor de las norteamericanas, produjo su único gol al minuto 25, luego de un pase largo de Lauren Cheney que Abby Wambach remató. A pesar del amplio dominio de las estadounidenses, el partido concluyó con una victoria por la mínima para las claras favoritas del partido. El otro partido ofrecía un Francia contra Colombia, que se apetecía para muchos goles. Ese no fue el caso, ya que  a pesar de los 28 tiros a puerta de las francesas, el partido finalizó 1-0. El gol de las galas lo consiguió Éloide Thomis, luego de un largo pase filtrado de Louisa Necib, solo al minuto 5. Con estos resultados, Estados Unidos y Francia aseguraban su pase a la próxima ronda.


Posociones después de la tercera jornada.
     Con todos los partidos finalizados, las selecciones que avanzaron a la próxima fueron: Gran Bretaña, Brasil, Nueva Zelanda (diferencia de gol 0), Suecia, Japón, Canadá (diferencia de gol +2), Estados Unidos y Francia. La distribución de partidos quedó de la siguiente manera:

Distribucción de equipos en cuartos de final.
  • Gran Bretaña vs. Canadá.
  • Estados Unidos vs. Nueva Zelanda.
  • Suecia vs. Francia.
  • Brasil vs. Japón.

Comentarios

Comentarios

Artículo anteriorSantos Torreón de México
Artículo siguienteFutbol masculino en las Olimpiadas: Jornada 3
Edwin Jusino
Director Ejecutivo de FutbolBoricua.net. Actualmente estudiante de Historia de las Américas en programa combinado Maestría/PhD de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto Metropolitano. Lleva más de una década cubriendo el fútbol de Puerto Rico. Actualmente está trabajando su disertación doctoral sobre el pasado presidente de la FPF, el Dr. Roberto Monroig. Hincha del Club Atlético de Madrid y de la Selección Nacional de Fútbol de Puerto Rico. Puede contactarle via twitter o Instagram en @erjusinoa