El Atlético se lució en su partido del sábado contra el Sevilla. (EL VOCERO / Archivo)

Por Carlos Narváez Rosario
EL VOCERO
16 de septiembre de 2008 05:00 am

El Atlético de San Juan dejó demostrado el pasado sábado que no existe enemigo pequeño en la Puerto Rico Soccer League (PRSL) y que las series de postemporada no sólo están hechas para los reputados clubes Ponce River Plate y Bayamón Sevilla FC. Aunque luchando con un tiempo llevado de forma manual y un ‘score’ que únicamente era leído por el apuntador oficial debido a que el pizarrón digital del estadio Hiram Bithorn —por alguna razón no revelada— no ha sido puesto en función, el onceno capitalino sorprendió con 3-1 a los hasta entonces invencibles Bayamón Sevilla FC.

La victoria del Atlético los coloca en la segunda posición de la tabla empate con el Ponce River Plate con un total de 22 puntos cada uno. “Sevilla es un gran equipo y estaban invictos”, expresó el apoderado de San Juan, Roberto Lucena. “Estamos muy contentos de ganarle a un gran equipo, pero no me sorprende la victoria ya que teníamos en mente la victoria”, aseguró.

Atlético de San Juan chocará el domingo con el Guaynabo Fluminense, equipo que también viene en pleno ascenso en la PRSL. “Creo inclusive que la victoria nuestra tampoco fue sorpresa para el apoderado de Bayamón ya que él mismo dijo hace una semana que el mejor equipo que le había jugado a su onceno era el Atlético de San Juan. Pero hace dos semanas lo dije y creo que no me equivoqué. Me reafirmo ahora; no hay enemigo pequeño. Nosotros vamos paso a paso. Aquí no hay diferencia y el que ganará el campeonato será aquel quien trabaje y entrene mejor. Mi mensaje para todos es que aquí todavía no se ha dicho la última palabra”, dijo.

¿Dañada la pizarra del Bithorn?

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

Sobre los problemas confrontados con la pizarra electrónica del estadio Bithorn, la cual no funciona ya desde varias semanas, Lucena no supo precisar las razones. “No tengo una opinión al respecto. La realidad no sé qué ha pasado y creo que eso le compete al Municipio de San Juan. Yo tengo fe de que eso se pueda arreglar para los próximos juegos o para las series”, sostuvo.

La realidad es que el Bithorn no es la única instalación deportiva en donde la pizarra electrónica no está en función. También sucede lo mismo con el Pepito Bonano, hogar del Guaynabo Fluminense. Al momento los únicos clubes que cuentan con pizarras electrónicas funcionales son los Carolina Giants y el Ponce River Plate.

Comentarios

Comentarios