Marco Vélez regresa a la Isla aunque ésta vez vestirá el uniforme del equipo visitante. (Primera Hora / Andre Kang)

martes, 4 de agosto de 2009
Esteban Pagán Rivera / Primera Hora

El cuerpo técnico del Toronto FC es consciente de que el reto que enfrentará hoy es complicado, pero no imposible de conquistar.

Esta noche, el club canadiense de la Major League Soccer (MLS) tratará de llevarse una victoria como visitante en el estadio Juan Ramón Loubriel y, de paso, eliminar a los Islanders de Puerto Rico en la ronda preliminar de la Liga de Campeones de la Concacaf.

Anuncio
Haz click en la imagen para más información.

Sin embargo, tienen todos los factores en su contra. Primero, jugarán en un campo que no estará en su mejor condición por las lluvias que han caído. Segundo, están forzados a anotar contra un portero que acumula seis blanqueadas consecutivas en Bill Gaudette. Y, tercero, tendrán que pelear contra el cansancio, ya que jugarán el tercer juego en seis días.

Pero, para su técnico, Chris Cummings, nada de eso es excusa.

“Yo he jugado en campos enfangados y estoy seguro que los muchachos también, pero como he dicho, tenemos que ser profesionales y no pensar en cosas así. Tenemos que salir y asegurarnos de realizar nuestro trabajo”, dijo Cummings ayer a Primera Hora antes de una sesión de entrenamiento en el Hiram Bithorn.

Según el técnico, la estrategia para esta noche será parecida a la del partido de ida, el que perdieron 1-0 y en el cual dominaron la posesión del balón.

“Para ser justo, hay que decir que (Gaudette) hizo un gran partido, con grandes paradas, en Toronto. Ellos son un buen equipo. Lo que tenemos que hacer es ser más efectivos de frente a la portería y asegurarnos que aprovechemos nuestras oportunidades”, sostuvo.

Comentarios

Comentarios