Anuncio

Esta es la primera de una serie de artículos relacionados al tema de los Estatutos de la Federación Puertorriqueña de Fútbol.

Viernes 13 de mayo del 2016
Florencia García Melazzo | FBNET

San Juan, Puerto Rico – Siguiendo la agenda establecida para el 66vo Congreso de la FIFA, llevado a cabo la semana pasada en la Ciudad de México y en presencia de los representantes de las federaciones miembro, la máxima autoridad futbolística ratificó las reformas a los estatutos que rigen a la organización y sus asociados, y que entraron en vigor el 27 de abril de este año.

Mientras tanto, en Puerto Rico, las reglas del juego todavía no están claras. Las especulaciones siguen en el aire y a la espera de lo que acontezca en la Asamblea General Extraordinaria convocada por la Federación Puertorriqueña de Fútbol (FPF) para el próximo 11 de junio. Allí se buscará, por cuarta vez, aprobar el borrador final con los estatutos propuestos desde la la FPF, ajustados según las recomendaciones del Comité Ad-Hoc que se instauró con el objetivo de mediar en el asunto y aprobados por el Comité Ejecutivo.

Anuncio
¿Quieres lograr obtener una beca deportiva o jugar en el exterior en algún club? ¡Solicita nuestro servicio de video perfiles hoy! Visita nuestro shop y escoge entre nuestras opciones. Haz click en la silueta.

Se espera -y se supone- que las nuevas normas cumplan tanto con los requisitos establecidos por FIFA como con la visión de la FPF y, a la vez, vayan acorde a las necesidades del fútbol local. Sin embargo, estas condiciones han traído muchas controversias internas que hasta el día de hoy impiden que se llegue a un acuerdo entre las partes y, de esto no lograrse antes del 30 de junio, según el ultimátum impuesto por entidad reguladora internacional, la FPF podría sufrir una suspensión. Pareciera que, de cara a la reunión que se plantea como definitoria, las opiniones de diferentes delegados de clubes y ligas siguen estando dispersas. FBNET pudo recopilar algunas de ellas.

“Debimos haber aprobado los estatutos ya hace un tiempo. Los anteriores tienen mucha deficiencia e impiden la gobernabilidad de la federación”, indicó Dariel Collazo, delegado de SPADI Soccer Academy. Y es que no es el primer plazo que ha dado la FIFA a las autoridades locales.

“Se nos dieron varias fechas, oportunidades para arreglar los estatutos y no ha habido un acuerdo con la Asamblea”, confirmó Miguel Cornejo, portavoz de la Liga de Desarrollo de Fútbol de Puerto Rico (LDFPR).

Aún así, están quienes se mantienen en firme oposición ante el reglamento propuesto de parte de los federativos, como es el caso de José Betancourt, representante del club Spartans. “Si, como aparenta ser, no le hicieron ningún cambio real (al borrador), yo les voy a volver a votar en contra y no se va a haber logrado nada con la extensión de tiempo. Se supone que atemperaran los estatutos según los parámetros de FIFA y de acuerdo a la necesidad del país”, señaló Betancourt, y añadió, “para mí sería una falta de respeto que me hagan perder un dia para decirme que viene el cuco y mostrarme los estatutos a los que ya tres veces les he dicho que no”.

Otros, en medio de la disputa entre veredas enfrentadas, se resignan con tal de que se llegue a algo concreto. “Yo vi la carta que envió el secretario general (Markus Kattner), la leí y creo que hay que hacer de una vez lo que pide FIFA, aunque FIFA a mí no me da nada”, dijo Helio Beuchamp, delegado de Fenix Soccer Club de Vega Baja.

El problema no es que firme, el problema es que no quiero

La pregunta lógica y primordial en todo este asunto es: ¿Cuál es el problema que impide que se llegue a un acuerdo?

“La situación es la siguiente: la FIFA quiere homogeneizar y estandarizar, y ese es el camino correcto. Pero los estatutos también deben acoplarse a lo que exige nuestra realidad como país de fútbol en desarrollo, para que entonces se dé un tipo de transición, y ese consenso no lo ha logrado la FPF. No cabe duda de que hay una fechas inclumplidas, pero el acuerdo debe ser en el marco del consenso y de poder trabajar con una federación que sea inclusiva, que busque sumar y no resulte en excluir a miembros”, destacó Amilcar Colón, delegado del Club Deportivo Barbosa y de la Liga Metropolitana de Fútbol.

Cornejo, por su parte entiende que “el tranque está en la forma en que se quieren repartir los votos para las asambleas y la cantidad de personas que van a conformar el comité ejecutivo. De ahí es de donde empiezan los problemas”. Helio Beuchamp lo secunda. “Toda la problemática es en cuanto a los votos”, afirmó. Collazo va por la misma línea y señala el conflicto en cuanto a la repartición de votos.

“Es todo una cuestión de posición, de poder. Gente que no quiere perder votos, sectores que quieren tener representación. Hay muchas organizaciones en Puerto Rico que no están siendo participativas dentro del proceso democrático, se mantienen siempre los mismo grupos con la mayor influencia en los votos”, comentó el delegado de SPADI.

Betancourt, por su parte, menciona la lucha de poderes. “Los estatutos, de la forma en que nos los han presentado, van a permitir que el comité ejecutivo pueda manipular las decisiones de la asamblea, y eso no es democracia. Antes hacía falta el 75% de los votos para enmendar, ahora quisieron bajarlo a 50%. Tirando comunicados de reuniones a última hora, ya que mucho de los clubes están lejos, se les va a hacer mucho más fácil conseguir ese quorum. Así es más fácil que los directivos tengan decisión sin llevarla a la asamblea y eso es algo que no se puede permitir. FIFA quiere dar un paso hacia adelante pero nosotros, con esos estatutos, vamos a ir para atrás”, sentenció el portavoz del club Spartans.

¿Uno por uno o uno para todos?

Definitivamente, y las declaraciones de los involucrados lo confirman, el tema de los votos, a quién le corresponden, cuántos y por qué, ha sido un obstáculo mayor en la toma de decisiones sobre las nuevas normas reguladoras. Se debate si el sistema de sufragio en la asamblea debe ser de un voto por club o mediante delegados en representación colectiva de regiones o grupos de interés.

“Dentro del comité Ad-Hoc propusimos unas alternativas basándonos en un sistema representativo. Todos los sectores que tienen voto actualmente deberían tener ese espacio en los estatutos nuevos. Lo he dicho: yo no me cierro a la posibilidad de un modelo de un voto por delegado. Lo que ocurre es que nuestra federación es pequeña, y aunque queremos proveer espacio al crecimiento, tenemos que garantizar la representación de los que actualmente están participando”, comentó Colón.

“Yo creo que hay clubes que deben tener un voto (propio) y otros que no, porque no todos tienen estructura de club. Los clubes que tengas votos deben tener todas las categorías y fútbol de alto nivel. Y que los otros tengan representación con asociaciones. Tiene que haber prueba de que el club está aportando al desarrollo. Desde pequeños hasta juveniles. Porque acá el problema es que hay clubes fantasmas, con apenas una o dos categorías, con derecho a voto. Aparecen esporádicamente y desaparecen”, expuso Collazo.

“Entiendo que lo más justo sería un voto por club. El problema empieza en que la FIFA ya presentó un modelo y los votos no pueden estar repartidos en un solo grupo. Pero entiendo que los que hacen el futbol aca son los clubes. Y a la hora de dar los votos, se los dan a grupos que ni existen. Quieren que aprueben algo que no existe. A mí eso no me cabe en la cabeza. Lo que aprueben tiene que ser con lo existe en este momento, no con lo que a lo mejor se forma. Acá no hay ni primera ni segunda (división) hoy día. Todavía no se ponen de acuerdo ni en quiénes son el nivel superior. La FIFA está atenta a todo eso. Si no nos podemos poner de acuerdo en cosas tan elementales, nos corremos el riesgo de que nos intervengan. Y que lo hagan”, sentenció,  por su parte, Cornejo.

En el caso del delegado de Fenix SC, su opinión sobre este asunto tomó un giro por el cansancio. “Al principio estaba en contra de los delegados por sectores porque los derechos no se quitan. Pero en vista de que esto no se va a resolver, vamos a hacerlo. Esto es para desviar la atención. Hay cosas más importantes y graves pasando que perjudican al fútbol. El dinero, a dónde está yendo, el poco nivel de fútbol, la poca ayuda que dan a los clubes”, expresó Beuchamp.

“No me opongo a que los clubes tengan un solo voto, o que una entidad tenga uno solo. Yo creo que el llevarlo a un voto cada uno no es un mala idea. Pero nadie va a firmar por un documento que le quita votos. Algunos clubes perderían representación. Se enumeró una cantidad de clubes específicos. Hay 10 de primera división y de segunda 8. Según los borradores de los nuevos estatutos, ningún club que no tenga equipo superior tiene voto. Ellos dicen que en otros países es así. Yo soy de un club premium, perdería votos, y con todo y eso no me opongo”, aclaró por su parte Betancourt.

También, Nilsa Lara, delegada del club Águilas de Añasco, aunque reconoció no haberse informado sobre el tema por no haber visto seriedad en la discusión que se ha planteado, dijo preferir el sistema de un voto por club.

En el caso de la representación de las divisiones o clubes femeninos, la interrogante en cuanto a los votos correspondientes también está sobre la mesa.

Lo que pasa es que muchos de los clubes tienen los dos sectores. Entonces, ¿por qué tener doble representación? El fútbol femenino tiene que tener representación, eso está claro y es exigencia FIFA. Ahora, ¿cuántos clubes (exclusivamente) femeninos hay? Si le doy un voto a cada club femenino y un voto a cada club superior, muchos de los clubes están repetidos. Tiene que ser algo representativo. Se busca estructura. En mi opinión, ya tendrían que haberse aprobado los estatutos porque es una exigencia de FIFA, después se buscan alternativas para los clubes que sometan cambios”, dijo Collazo.

“En esta área del Caribe le dan bastante importancia al fútbol femenino. Yo diría que les den un voto por club, y cuando digo por club no es un voto por equipo. Un club es una institución organizada y con varias divisiones. Ojalá que las ayudas que vienen para el fútbol femenino sean repartidas equitativamente”, sostuvo Cornejo.

“Ese es uno de los problemas que hay con el modelo propuesto. Se le quita derechos a las ligas y al fútbol femenino. Lo que ocurre es que en este modelo nuevo, no hay otra manera de salvar la participación. A esas organizaciones se le debería dar derecho a un voto directo. El balance natural sería que cada organización que cumpla con los requisitos tuviera participación directa en la asamblea. En estos momentos, nuestra realidad no se ajusta al voto por delegados o grupos, no hace sentido cerrar el círculo de participación”, dijo el portavoz de la Liga Metropolitana de Fútbol.

El fútbol de mujeres básicamente queda sin voz. No puedo decir si sería mejor voto directo o por representación porque sinceramente no lo he analizado bien aún. Pero sí creo que tienen que tener representación justa”, reconoció Betancourt.

No obstante, Beuchamp se mantiene firme en su pensar. “Un voto por club. No votos premium, no importa si son hombres, mujeres, no importa qué, un voto por club. Ya estoy cansado”, dijo. Nilsa Lara, por su parte, también ratifica su preferencia por el voto directo de cada club en el sector femenino.

Comentarios

Comentarios

¡Conviértete en un miembro de FBNET y apoya con solo $15.00 anuales las operaciones de este portal! Ayuda a mantener este portal libre y trayéndote las noticias que tu quieres leer.

1 COMENTARIO

Comments are closed.